Dólar17.07

Rumbo a la cuarta ola de calor: olvidados del gobierno peligran en las calles

Las personas en situación de calle son las más vulnerables frente a las olas de calor históricas que enfrenta el país. Sortean las altas temperaturas sin un lugar para protegerse y con ingresos limitados para acceder a bebidas hidratantes. Aunque ya hay muertos en varios estados, el gobierno minimiza la emergencia.

6 / 28 / 23

Por Gloria Piña y Maricarmen Gutiérrez

EMEEQUIS.– Las ampollas que provocó el sol en las piernas de Cristian aún se ven enrojecidas, con trozos de piel desprendiéndose sobre la herida. 

Se quedó dormido sobre el pavimento de las 7 de la mañana al mediodía. Lo despertó el ardor provocado por la exposición al intenso sol de la Ciudad de México, con temperaturas superiores a los 33 grados. Sus pies y piernas estaban punzantes y coloradas. “Las piernas estaban completamente en negro y se veía medio morado”, cuenta en entrevista para EMEEQUIS. Agrega que por las quemaduras algunos días no podía caminar ni moverse con facilidad. 

Lleva más de 20 días viviendo a las afueras del Metro Hospital General, tuvo que recurrir a la calle por no poder pagar su renta. Cuando pidió ayuda a médicos del hospital cercano sólo le dijeron “ponte sabila” y que requería de atención médica urgente a la que tampoco ha podido acceder. 

Las personas en situación de calle han sido las más vulnerables frente a las olas de calor históricas que enfrenta el país, quienes deben sortear las altas temperaturas sin un lugar para protegerse y con ingresos limitados para acceder a bebidas hidratantes.

El recorrido de EMEEQUIS por las calles. 

Durante la tercera ola de calor, las temperaturas más altas superaron los 40 grados en más de 20 municipios del país, de acuerdo con la Comisión Nacional de Agua (Conagua). 

 Newsletter

Mantente informado sobre lo que más te importa

Recibe las noticias más relevantes del día en tu e-mail

Al suscribirte aceptas nuestros
términos y condiciones

Las autoridades pronosticaron el fin de la tercera ola el pasado 22 de junio; sin embargo, el calor de 40° a 45° se mantendrá hasta finales de mes; principalmente en Coahuila, Sonora, Baja California Sur,Chihuahua, San Luis Potosí, Nuevo León, Tamaulipas, Sinaloa, Nayarit, Campeche, Yucatán y la zona norte de Veracruz.

En la Ciudad de México, donde vive el mayor número de población callejera en el país, la tercera ola elevó las temperaturas hasta los 33.3° centígrados. 

Con la llegada de una cuarta ola de calor, que se espera a principios del mes de julio, las altas temperaturas afectarán drásticamente a la población callejera que, se estima en más de 4 mil personas, de acuerdo con las últimas cifras publicadas en 2017 por la Comisión de Derechos Humanos local.

Sin establecer programas prioritarios de atención a estas poblaciones, el gobierno federal ha minimizado los efectos provocados por las ondas de calor entre la población que vive en las calles. 

El 21 de junio AMLO dijo que había “amarillismo” en el tema. 

MORIR EN LAS CALLES SIN SER CONTADO

En búsqueda de atención médica es como llegó una mujer en situación de calle al Hospital General “Dr. Eduardo Liceaga”, que se encuentra en la alcaldía Cuauhtémoc, en el centro de la Ciudad de México. Personas en el lugar aseguran que ella pedía agua y esperó más de una hora por auxilio médico antes de fallecer. 

Murió en las puertas del hospital. Personal del Escuadrón de Rescate y Urgencias Médicas intentó darle primeros auxilios, pero el cuerpo que yacía sobre la banqueta ya no presentaba signos vitales. La Secretaría de Seguridad Ciudada informaría después que la muerte fue provocada por un golpe de calor. 

No hay estimados completos sobre las muertes provocadas por el calor, menos aún cuando los cuerpos pertenecen a personas en situación de calle. Las cifras de las autoridades son incompletas y las versiones oficiales se contraponen. 

El último informe de la Vigilancia Epidemiológica de Temperaturas Naturales Extremas 2023 de la Secretaría de Salud, publicado el 15 de junio, reportó que ocho personas perdieron la vida por golpe de calor o deshidratación derivado a las altas temperaturas: tres en Veracruz, dos en Quintana Roo, dos en Sonora y una persona en Oaxaca. 

Esta cifra representó un aumento del 166%; en consideración con las 3 muertes reportadas en semana epidemiológica 23 del año pasado. 

En tanto, se reportó la atención de 487 casos asociados a temperaturas naturales extremas en todo el país, mientras que las temperaturas llegaron a los 42.6° en Torreón, Coahuila.

El gobierno sólo reconoce 8 muertes por golpes de calor, pero reportes de prensa indican muchos más. 

Pese a estas estimaciones, el presidente Andrés Manuel López Obrador, y el secretario de Salud, Jorge Alcocer Varela, refirieron que no se contaba con reportes de muertes durante la tercera ola de calor.

“No tenemos un informe válido, de que se hayan perdido vidas por el exceso de calor”, declaró el presidente López Obrador en la conferencia matutina del pasado 21 de junio. Sólo reconoció ocho víctimas y aseguró que en otros años la situación era peor. 

En contraste, algunos estados han informado sobre datos preliminares y otros se dicen a la espera de los resultados de estudios post mortem de personas que han fallecido en relación con el calor.

En Tamaulipas, el secretario de Salud estatal, Vicente Hernández Navarro, confirmó la defunción de tres personas por golpe de calor, una de ellas vivía en situación de calle. Las altas temperaturas en la región han sido superiores a los 45°. 

Además, en el comunicado expedido por la dependencia, se afirma que “Tamaulipas registra a la fecha, un total de 41 pacientes con diagnóstico de golpe de calor atendidos en las unidades hospitalarias; 23 de ellos permanecen aún hospitalizados y se tiene el reporte oficial de tres defunciones asociadas a este padecimiento”.

Estas defunciones registradas por la secretaría de Salud de Tamaulipas no se contemplan dentro del informe de Vigilancia Epidemiológica de Temperaturas Naturales Extremas 2023 hasta la semana 23.

Por su parte, en Veracruz la Secretaría de Salud reconoció tres defunciones por golpe de calor, cuando el calor ha superado los 45°. En Oaxaca, que alcanzó los 40 grados centígrados, se  confirmó la muerte de un joven de 17 años por un golpe de calor. Sin embargo, refieren que la cifra podría aumentar pues aún se analiza la causa de defunción de siete personas más.

En Nuevo León, la secretaría de Salud, Alma Rosa Marroquín, informó que se analiza la autopsia de nueve personas cuyas muertes se asocian al calor. En algunos casos los cuerpos fueron encontrados en la vía pública o en casas sin acceso a luz eléctrica.

Además, la Fiscalía General de Nuevo León informó que durante las últimas semanas registró un incremento considerable de cadáveres que llegaron a los servicios médicos forenses de la región. 

“El Servicio Médico Forense de la fiscalía, es una institución que recibe aproximadamente 80 cadáveres por semana, y sin embargo en las semanas previas hemos visto un incremento bastante significativo”, declaró Luis Enrique Orozco Suárez, vicefiscal de Ministerios Públicos. 

Sin embargo, en una revisión realizada por EMEEQUIS a reportes de decesos contabilizados por medios de comunicación, se reporta que durante junio han fallecido al menos 19 personas.

Medios locales de Veracruz apuntan el fallecimiento de seis personas por golpes de calor, entre las víctimas se encuentran dos personas en situación de calle.

Yucatán registró la muerte de un hombre de 65 años de edad mientras jugaba béisbol, mientras que en Quintana Roo, en Playa del Carmen se registró la muerte de dos personas por golpe de calor, entre ellos un niño de tres años.

En reportes de prensa también se señaló la muerte de dos mujeres en Michoacán. Una de las víctimas se encontraba haciendo ejercicio cuando se desvaneció.  

Los adultos de la tercera edad también han sido afectados. En Coahuila, que registró el clima más caluroso del país, se reportó la muerte de un hombre de 80 años, a consecuencia de golpe de calor. Por su parte, en San Luís una mujer de 88 años perdió la vida por las condiciones climáticas y en Sonora falleció una mujer de 78 años cuando salió a caminar y se deshidrató.

Monterrey, el 19 de junio, registró la defunción de un hombre de 65 años que perdió la vida mientras regresaba de trabajar, mientras que en Tamaulipas, el secretario de Salud, Vicente Hernández Navarro, confirmó la muerte por golpe de calor de una persona del municipio de Díaz Ordaz y en Oaxaca se registró la baja de un joven de 17 años por golpe de calor. 

A diferencia de las instituciones públicas, la prensa en la Ciudad de México registró el fallecimiento de la mujer en situación de calle a las afueras del Hospital General de México.

Cristian se quedó dormido y sufrió quemaduras en las piernas. Lo atienden miembros da la asociación civil El Caracol. Fotos: Emeequis. 

¿QUIÉN VE POR LAS PERSONAS EN SITUACIÓN DE CALLE?

Demasiada sed es lo que ha sentido Carlos, quien vive en las calles de la Ciudad de México. Para él y sus compañeros, encontrar bebidas hidratantes limpias y a un costo justo, ha sido uno de los retos principales para sobrellevar las olas de calor. 

“Yo voy a ir a uno de esos (locales) que venden agua purificada. Te pueden vender por 5 pesos, te llenan tu botella de 2 litros de refresco. Ahí es donde me sale más barato”, cuenta en entrevista para EMEEQUIS, asegura que lo único que ha podido hacer para protegerse de las altas temperaturas es hidratarse al tomar mucha agua. 

En apoyo a las poblaciones callejeras de la Ciudad de México, la Asociación El Caracol realiza diariamente recorridos por diversos puntos de la capital para acompañar con información e insumos a personas que no tienen un techo. 

Educadores salen a diversos puntos de las alcaldías Cuauhtémoc, Venustiano Carranza, Gustavo A. Madero, Iztacalco y Miguel Hidalgo, con un bote de bebida hidratante a repartir entre la población vulnerable. 

Entregan kits de cuidado personal y salud reproductiva, agua y sueros orales para rehidratación, pero además informan sobre cuáles son los síntomas de deshidratación, “la idea es que sepan prevenirse, que sepan cuáles son sus derechos y que en cualquier hospital los tienen que atender”, explica Luis Enrique Hernández, director de la asociación civil. 

Algunas personas en situación de calle refirieron a El Caracol que, por el calor, sentían síntomas de deshidratación y golpes de calor, como dolores de cabeza, cansancio extremo al caminar o hacer actividades cotidianas, frecuencia cardiaca acelerada o muestras de lesiones cutáneas como tener la piel rojiza o seca. 

Sin embargo, la brecha más importante es la falta de atención médica para las personas sin hogar derivada de tratos discriminatorios. 

“Creo que no existe una persona en la calle que no haya sido discriminada en un espacio de atención a la salud”, describe Gustavo Alonso Barrios, educador de El Caracol. “Ha habido casos en los que luego saben que son personas que viven en la calle, por la ropa que llevan, porque ven que no están bañados, y las personas luego no los dejan ingresar”. 

Refiere que en consecuencia de la invisibilización de las poblaciones callejeras en políticas públicas es que no se tienen políticas públicas, ni estimaciones precisas sobre los casos de deshidratación, golpes de calor o afectaciones de salud entre personas en situación de calle durante las oleadas intensas de altas temperaturas. 

“¿Cuántos casos no existen en la ciudad? Casos que no están siendo atendidos por ninguna autoridad, que no están siendo atendidos por ningún espacio”, afirma Barrios. 

En el desamparo. Personas en situación de calle corren peligro por los golpes de calor. Foto: Emeequis.

SIN PROTOCOLOS NI REFUGIOS POR CALOR

A diferencia de México, en contextos internacionales existen métodos de atención para personas en situación de calle durante la elevación extrema de las temperaturas. 

Por ejemplo en Barcelona, Bilbao, Sevilla y otras regiones de España se han instalado refugios climáticos, que están enfocados a proteger del calor o de fríos intensos a cualquier persona que lo requiera; dando prioridad a niñas y niños, personas de la tercera edad, con enfermedades crónicas, así como personas en situación de calle. 

En tanto en Inglaterra se crearon desde hace algunos años “ciudades jardín”, que son espacios con planeación urbana rodeadas de cinturones vegetales, con mayor densidad de árboles y espacios verdes para mejorar las condiciones climáticas de las urbes. 

Estados Unidos también ha construido en algunas ciudades como Washington y Nueva York espacios conocidos como “refugios frescos”, para que cualquier persona que lo necesite pueda sortear las altas temperaturas, además de dar insumos para que en los hogares se instalen servicios de refrigeración. 

En México, con temperaturas superiores a las regiones europeas, no se han anunciado políticas públicas enfocadas en la atención y apoyo de las poblaciones callejeras durante temporadas de calor. 

EMEEQUIS consultó sobre los programas de atención prioritaria a las poblaciones callejeras durante las altas temperaturas a la Secretaría de Salud y la Secretaría de Inclusión y Bienestar Social (Sibiso) de la Ciudad de México, pero  solamente la segunda informó, a través de una tarjeta informativa dirigida a EMEEQUIS, que realiza brigadas de monitoreo en 38 rutas de la capital para vigilar el estado de las personas que viven en las calles e informar sobre las maneras en las que pueden hidratarse y mantenerse en lugares frescos, además de entregar agua y suero oral. 

 Sibiso sólo entregó una tarjeta informativa sobre las acciones que se toman en favor de las personas de la calle en estas olas de calor. 

Además de que está habitado un albergue transitorio y una unidad médica móvil para atenciones médicas en calle.  

Sin embargo, el titular de la institución, Rigoberto Salgado Vázquez, hasta el cierre de este reportaje, no accedió a la solicitud de entrevista de este medio. 

@GloriaPE_

@MarRome259 

Powered by Froala Editor

Telegram

SOBRE EL AUTOR

ESPECIAL EMEEQUIS

Violencia en Nuevo León, el legado de Samuel

La situación de violencia en Nuevo León se torna más incomprensible al recordar que Samuel García prometió no abandonar su mandato. Sin embargo, la realidad muestra que las promesas políticas se desvanecen ante la búsqueda de mayores ambiciones personales

11 / 10 / 23

El presidente de la CNDH ganará 28 mil pesos más que López Obrador

De acuerdo con la Secretaría de Hacienda, el ombudsperson Luis Raúl González Pérez o su sucesor percibirá en 2020 un salario de más de 140 mil pesos mensuales.

9 / 10 / 19