Dólar16.66

Quirino busca doblar al PRI y reta continuidad de “Alito” y de Osorio

Aunque no necesita el voto del PRI para convertirse en embajador ante España, el proceso de ratificación de Quirino Ordaz servirá para presumir o derrumbar el liderazgo de Alito Moreno y Osorio Chong. Hasta Peña Nieto está en la ecuación.

Por Emequis
3 / 04 / 22

EMEEQUIS.– El proceso de ratificación de Quirino Ordaz como embajador en España provocó un tumulto de opiniones en el PRI, ante la amenaza directa por parte de Alejandro Moreno de su expulsión si acepta el cargo de la 4T. 

“No es una decisión personal, es una decisión del partido, de la Comisión de Justicia Partidaria, y ha quedado claro que en el momento de aceptar el cargo y en el momento en el que se presentó ha sido notificado y la resolución es estatutaria, la sanción es clara: en el momento de hacer algo, se va a proceder y se le va a expulsar del partido”, señaló Moreno. 

Aunque el mismo presidente López Obrador ha dicho varias ocasiones que los priístas que aceptan cargos diplomáticos en su gobierno no tienen que renunciar a su militancia, Moreno ha sido claro. 

Pero más allá de la ratificación, lo que se pone interesante es un juego de fuerzas dentro del propio priísmo. Hay dos liderazgos que podrían coexistir o anularse. 

Lo que está en juego es el reacomodo de fuerzas en el tricolor. 

En pasillos legislativos se comenta que Alejandro Moreno “Alito”, el líder nacional, y Miguel Ángel Osorio Chog, el coordinador de la bancada en el Senado de la República, juegan en el mismo carril, porque les conviene. 

El Consejo Político del PRI se pronunció en contra de que el exgobernador de Sinaloa aceptara el cargo diplomático, de ahí que si Quirino Ordaz no renuncia al ofrecimiento, quedará expulsado del partido.

 Newsletter

Mantente informado sobre lo que más te importa

Recibe las noticias más relevantes del día en tu e-mail

Al suscribirte aceptas nuestros
términos y condiciones

PRUEBA DE FUEGO PARA MORENO Y OSORIO CHONG

En congruencia con la decisión de la dirigencia del PRI, si los senadores votan en contra de la ratificación de Quirino, se logre o no, estarían mandando un mensaje claro de control y unidad sobre temas trascendentales, porque hoy es la ratificación, pero se avecinan reformas en las que deberán tomar postura.

Es una prueba de fuego para el campechano y el hidalguense, porque demostrarán su fuerza e inclusive utilidad frente a la 4T y los temas que se tienen que definir en el horizonte. Si pierden con Quirino Ordaz su peso en la mesa de negociaciones será inferior o lo que digan será visto con escepticismo.

TE RECOMENDAMOS: LA MUERTE DEL “MIJIS”. MÁS PREGUNTAS QUE RESPUESTAS EN TORNO A SU DESAPARICIÓN

El voto de los priístas no define nada en términos formales, porque Morena, junto con sus aliados, puede lograr que el sinaloense viaje a Madrid con pasaporte diplomático.

Pero las formas son vitales: habrá ganadores y perdedores más allá de la ratificación. Como en pocas ocasiones, en esta lucha de poderes, cada voto priísta significará una toma de posición. En esta situación, ausentarse o abstenerse es lo mismo que pronunciarse a favor.

En el horizonte se puede perfilar el ataúd político de “Alito” Moreno y de Osorio Chong si pierden el control de los senadores, quienes cuentan con libertad en sus votos, pero ya en otras ocasiones el partido y Osorio han dictado línea, como en la aprobación de la Guardia Nacional. 

En Insurgentes Norte, en la sede del PRI, sostienen que quienes no quieran jalar con la dirigencia siempre tendrán la oportunidad de volverse legisladores independientes, con todo lo que ello implica.

La suerte ya está en el aire y por ello todos están jugando su resto.

¿QUE TIENE QUE VER PEÑA NIETO?

En público, Quirino Ordaz señala que no le importa lo que hagan o no hagan los senadores tricolores, pero eso solo es para guardar las apariencias.

Inclusive se comenta que solicitó el auxilio del expresidente Enrique Peña Nieto para que hable con algunos integrantes de la bancada y los conmine a votar favorablemente a su postulación.

El expresidente de la República está invirtiendo el moderado capital político con que todavía cuenta, porque el gesto puede ser valorado en Palacio Nacional, pero sobre todo porque tendrá un amigo en España, donde pasa largas temporadas, para salir a comer o jugar golf. 

EL PRAGMATISMO DE QUIRINO

Para quien gobernó Sinaloa es un asunto de honor el no cargar con el estigma de que sus todavía compañeros de partido no lo respaldaron. 

Pero, sobre todo, es una estrategia pragmática para seguir controlando al priísmo en el estado, donde su dirigente local, Cinthia Valenzuela, se ha negado a dejar el cargo, a pesar del desastre electoral del año pasado, esperando que las cosas se recompongan para ella y para el propio Quirino Ordaz.

Las cosas no son sencillas, porque el priísmo sinaloense está agraviado: al doble juego del gobernador con su apoyo a Morena, se sumaron los ataques del crimen organizado. Muchos operadores del partido fueron “levantados” el domingo electoral, en junio del año pasado.

El despliegue de relaciones públicas, la colocación de mensajes en columnas, de algún modo muestran el tamaño de la inversión política de Quirino Ordaz, pero también la distancia desde la que observa el secretario de Gobernación, Adán Augusto López Hernández

Desde Bucareli no se ha movido influencia alguna para respaldar al virtual embajador: lo que puede significar que no ven dificultad alguna en el proceso en el Senado, pero que también quieren aprovechar el momento para medir hasta dónde y cómo se pueden dividir en el PRI.

Otra arista que no se debe perder de vista, es el contraste con otro exgobernador que aceptó ser embajador en República Dominicana, Carlos Aysa González, quien no quiere saber nada del PRI y ni de su Consejo Político y que no está cabildeando nada, porque ya se da por expulsado. 

Quirino Ordaz, en cambio, sí está litigando internamente, para tratar de evitar su expulsión, aunque en círculos del partido señalan que es sencillo: si se quiere quedar como militante, que agradezca el gesto al presidente López Obrador, pero que decline con amabilidad. 

No lo hará, porque su lucha, a estas alturas, ya es otra.

El futuro del liderazgo en el PRI se definirá la próxima semana, cuando sea votado el dictamen de la ratificación de Quirino en el pleno del Senado. ¿”Alito” y Osorio serán cartuchos todavía útiles o ya quemados? ¿Serán útiles para el priísmo o para futuras negociaciones con la 4T?

Mientras tanto, Quirino dijo ante micrófonos, en una entrevista “banquetera”, que agradece al PRI, pero que ahora servirá a la nación. “Es una decisión de la dirigencia que yo respeto y lamento”, reaccionó ante su amenaza de expulsión. ¿Es su despedida?

@emeequis

Telegram

SOBRE EL AUTOR

Emequis



Llevan pruebas contra Nahle y les cierran la puerta de Palacio

El empresario Arturo Castagné y la diputada María Elena Pérez Jaén le llevan a López Obrador pruebas del presunto enriquecimiento ilícito de Rocío Nahle, pero les impiden la entrada a Palacio Nacional.

Hace 2 horas

Los delincuentes y las líneas rojas de la democracia 

Guerrero está roto, se puede pronosticar que la violencia no hará sino agravarse. Quizá se instalen casillas, inclusive en Coyuca de Benítez, pero los bandidos ya votaron, bajo sus propias reglas.

Hace 4 horas