Dólar16.73

El embajador alarmado

Tras los hechos de Matamoros, se tendrá que tomar una decisión estratégica sobre los niveles de colaboración con las agencias de seguridad de Estados Unidos, especialmente en la frontera.

Por Emequis
3 / 09 / 23

CONFIDENTE EMEEQUIS

EMEEQUIS.– El embajador Ken Salazar no tuvo empacho en señalar que, lo que se conoce como Frontera Chica, es un lugar sin ley. Una franja tamaulipeca que al sur colinda con Nuevo León y al norte con Texas. Son municipios asolados por la violencia. Camargo, Gustavo Díaz Ordaz, Miguel Alemán y Guerrero. Ciudades fronterizas de importancia como Nuevo Laredo y Reynosa. 

Salazar también señaló que están preocupados por el poder que el Cártel del Golfo tiene en esa zona y que hay una necesidad imperante de actuar contra las organizaciones delictivas.

Tiene razón y ese es el problema. Para el gobierno del presidente López Obrador, el margen se estrecha, porque la estrategia de seguridad no está funcionando. 

Esto tiene una arista inquietante, porque en los hechos ya no hay para dónde hacerse por el momento. La policía civil ya no existe, se le destruyó de modo deliberado, en una determinación más anímica que meditada. No se puede llamar al Ejército, por la sencilla razón de que son los soldados los que están desplegados y los resultados no son los que se esperarían.

TE RECOMENDAMOS: LA OSCURIDAD QUE VENDRÁ DE MATAMOROS

Durante años, existió la ilusión de que siempre quedarían las fuerzas armadas en caso de última necesidad. Se abusó de su utilización, y ahora son responsables de la seguridad pública.

 Newsletter

Mantente informado sobre lo que más te importa

Recibe las noticias más relevantes del día en tu e-mail

Al suscribirte aceptas nuestros
términos y condiciones

Se tendrá que tomar una decisión estratégica sobre los niveles de colaboración con las agencias de seguridad de Estados Unidos. Esto siempre ha sido problemático, en términos de soberanía, pero también en los niveles operacionales. No es cómodo, pero es lo que se tiene y más vale aprovecharlo. 

Es una cuestión práctica. La DEA va a realizar su trabajo más allá de lo que se opine en México, por una razón: los cárteles de Sinaloa y Jalisco Nueva Generación son objetivos prioritarios y globales. Esto lo explicó la jefa de la agencia antidrogas, Anne Milgram, advirtiendo que ya no se enfocarán en objetivos singulares, como “El Chapo” Guzmán, sino en toda la red criminal, en sus socios y facilitadores.

Las fuerzas armadas y la FGR tienen la oportunidad, si saben jugar sus cartas, de beneficiarse de acuerdos más vigorosos con sus colegas al norte del Río Bravo, porque se puede incidir también en lo que son prioridades para el gobierno mexicano, como el control de armas. Se viene haciendo, particularmente desde la Cancillería, pero hay que empujar aún más. 

Por eso convendría volver a niveles de colaboración más funcionales. El rescate con vida de dos de los cuatro ciudadanos estadounidenses secuestrados en Matamoros fue posible porque se actuó de modo coordinado con las agencias estadounidenses. 

Además, hay que fortalecer alianzas con quienes ven a México como un país aliado, cerrado el espacio a grupos francamente intervencionistas. Es tiempo de hacer política también en Washington.

En los hechos, lo útil es distinguir entre objetivos compartidos por países que son socios comerciales y centrarse en ellos. La seguridad en ambos lados de la frontera es un aspecto en el que pueden existir coincidencias que permitan avanzar en información, para poder actuar de forma más eficiente. 

La Frontera Chica puede ser un lugar para trabajar con esos aspectos. No es fácil, por supuesto, porque el control criminal que ahí existe está aceitado en ambos lados de la frontera. Es un ecosistema que funciona, en la medida en que permite el desarrollo de los mercados ilegales. 

Es increíble que toda una región fronteriza esté en manos de criminales de baja estofa que extorsionan, secuestran, tratan personas, trafican drogas y asesinan. Los gobiernos municipales no se ocupan del problema, el estatal está rebasado y las áreas federales no se dan abasto.

Se tiene que actuar al respecto, exigiendo que se asuman las diversas responsabilidades y permitiendo que se abra un horizonte distinto, promisorio, para quienes han vivido, no es metáfora, bajo el yugo criminal.

Es un problema que trasciende a la protección que reciben los maleantes de diversas autoridades, y que se inscribe en comportamientos que permean a nivel social y que, por ello, se expanden.

Podemos seguir como vamos, jugando a que existe un mundo alterno, donde la violencia disminuye y los bandidos se moderan. El problema es que la realidad está ahí y emerge como fogonazos de tanto en tanto. 

Pero además es un relato, el que sostiene que se están generando condiciones distintas que disminuirán la criminalidad, que no ayuda y que sí alarma a nuestros vecinos, con todo lo que ello suele implicar. 

@jandradej 

Powered by Froala Editor

Telegram

SOBRE EL AUTOR

Emequis



Denuncian a “Huacho” Díaz por presunta defraudación fiscal 

El candidato a diputado Bayardo Ojeda advierte que hay una diferencia de 400 mil pesos entre lo que dice Joaquín Díaz Mena que gana y lo que reporta al SAT. Ya lo denunció ante FGR y Hacienda. Es de la misma coalición que el morenista.

Hace 2 horas

Empresa de sonido del templete trabajó para Lorenia Canavati en 2022

La empresa ProAudio del Norte, encargada del evento donde se derrumbó un templete en San Pedro, fue contratada en 2022 para el Festival Internacional Santa Lucía cuando Lorenia Canavati era directora.

Hace 3 horas