Dólar16.77

Bandas neonazis en México: descafeinadas y atrincheradas en el rock duro

Intentan volar fuera del radar para no llamar la atención. Los grupos fascistas en México son cuidadosos de no mostrarse a sí mismos como tales: han aprendido a no activar las alarmas de los algoritmos de las distintas redes sociales.

1 / 05 / 23

EMEEQUIS.– Las bandas de música fascista en México no se presentan con suásticas ni con palabras como “nazi” o “Hitler”. Lejos de esos símbolos que causaron terror a la humanidad, ahora intentan ser sutiles para no llamar la atención. Aprendieron que los algoritmos de las redes sociales los cancelan al asociarse con esa iconografía y prefieren mimetizarse en la sociedad. 

Es una suerte de neonazismo descafeinado. 

Uno de los puntos de reunión digitales de los fascistas en México es la página de Facebook  Desperado Divission, que organizó el concierto neonazi en la CDMX en octubre pasado. A raíz de la nota “Cientos de neonazis celebran un salvaje concierto clandestino en la capital mexicana” del diario El País, se hizo famosa esa noche de música en Santa María la Ribera, en el Salón Pentatlón, que congregó a fans que llevaban años esperando a que la banda de ultraderecha El Imperio Contraataca tocara en México. Después de que ese sueño extremista se hiciera realidad, el gobierno capitalino cerró Pentatlón por una falta administrativa. 

Aseguran que no fomentan el odio. Fotos: Facebook de Desperado Divission.


La página oficial de Desperado Divission publicó varios comunicados hablando del concierto y de la polémica que generó: “DESPERADOS DIVISION no fomenta el odio ni la discriminación, prueba de ello es que a nadie se le negó el acceso, ni se le discriminó por parte de asistentes, organizadores o músicos”.

Señaló una presunta manipulación mediática: “manifestamos nuestra repugnancia a las narrativas fantasiosas parecidas a las de las películas, vertidas en el artículo, las cuáles no tienen nada que ver con nosotros, ni con nuestros principios y objetivos”. 

 Newsletter

Mantente informado sobre lo que más te importa

Recibe las noticias más relevantes del día en tu e-mail

Al suscribirte aceptas nuestros
términos y condiciones

En un segundo comunicado, publicó un texto que iniciaba con una cita, sin mencionar el autor: “La verdad sólo se expresa en tono profético, sólo se percibe en el ambiente trémulo de la catástrofe”. Con una googleada, se asomaba el bigote, el sombrero y la cara de José Vasconcelos, que durante un tiempo simpatizó con el nazismo. Otra vez, sin confrontación. 

En este segundo contenido, se desmintió que abundaran suásticas y retratos de Hitler en el concierto. “Esto es una falsedad, incluso, en los videos los cuales fueron extraídos de grabaciones de los asistentes, nunca de la persona que se dijo infiltrada, en ninguno de ellos se ven las citadas decoraciones”. 

“Nosotros, tenemos un profundo amor a nuestra nación, tenemos presentes nuestras raíces y orgullosos también de nuestra identidad. Compartimos nuestras costumbres con el mundo y los extranjeros que nos han visitado regresan a sus lugares de origen felices de conocer nuestra cultura vasta, nuestra gastronomía, nuestros monumentos y ruinas”. 

Por último, se compartió una contracrónica que contrastó con la visión de El País. Para la página pro-nazi, el concierto no fue clandestino ni secreto (incluso argumentaron que el evento se anunció con anticipación en redes, lo que es verdad, aunque la ubicación se compartió por canales privados). 

Para ellos: “El ambiente en todo momento entre bandas, público, gente de seguridad y el resto de los colaboradores fue de camaradería, de un júbilo tremendo simplemente por formar parte un nuevo evento entre amigos que estará haciendo historia”. Sin embargo, admitieron que el evento fue el que “más retos y dolores de cabeza representó”, ya que tuvo que ser reprogramado varias veces. Al final, celebraron que no hubo destrozos “ni nada que lamentar”. 

En el evento participó la agrupación mexicana Ejecución 1980 “que practica en sus propias palabras un ‘rock duro y nacionalista’”. Luego, subió al escenario la banda mexicana Royal Aces Convicted, “que tiene ya varios años tocando, y que practica un estilo clásico de música skinhead Oi! y RAC de los ochentas”. Por último, apareció en el escenario Sun City Skins, “la banda de Hermosillo, Sonora, que sin duda es la que ha conseguido el sonido skinhead más profesional de todo el panorama nacional”.

 Se organizan para sus eventos de rock. 

EL NEONAZISMO NUNCA SE LLAMA A SÍ MISMO “NEONAZISMO”

Los grupos fascistas en México son cuidadosos con no mostrarse a sí mismos como tales: han aprendido a no activar las alarmas de los algoritmos de las distintas redes sociales. Suelen llamarse a sí mismos como “nacionalistas”, “nazionalistas”, “patriotas”, “militantes” o “disidentes” o contrarios al “pensamiento único”. Sobre todo, las bandas se autodenominan “Anti Antifa”, es decir, anti antifascistas. Una forma rebuscada de declararse fascistas. 

También se identifican como skinheads. Sin embargo, esta cultura urbana no es per se afín al fascismo. “Históricamente se ha estigmatizado al movimiento skinhead a través de esta relación (sí, errónea) con el racismo y el fascismo. Pienso que los principales responsables son el National Front, partido político de extrema derecha, que se encargó de cooptar a aquellos jóvenes Skinheads, en la década de los 70”, explica para EMEEQUIS Mario Cruz López, autor de Skinheads en la Ciudad de México.  

Explica que gracias a “algunos medios de comunicación, los cuales se encargaron de ‘cubrir’ la relación entre skinheads y el fascismo, relegando así, el origen de la contracultura skinhead, el cual es multicultural”. 

No obstante, existen dentro de ese movimiento las bandas RAC (Rock Against Communism). De estas, a su vez, se desprenden la mayor cantidad de bandas que se podrían considerar “neonazis”, en el sentido de que comparten símbolos del nacionalsocialismo, casi siempre disimulados, donde son recurrentes las águilas, los militares y los cráneos. 

Desperado Divission ha patrocinado eventos con bandas como Brutal Attack, de Reino Unido; Blue Eyed Devils, de Estados Unidos (el logo de la banda a menudo suele ser usado en tatuajes de supremacistas blancos); Pitbullfarm, una banda sueca; y Tequila Sunrise, italiana, entre otras.  

Esta página ha realizado eventos en el edificio ubicado en Medellín 254 de la colonia Roma (que el gobierno de la CDMX no mencionó en su lista de puntos de reunión neonazis). Este inmueble también lo ocupa la diputada local Tania Larios, secretaria general del PRI en la CDMX, como “Casa de Gestión y Quejas Ciudadanas en Cuauhtémoc”. 

Los fans de este tipo de música suelen dar seguimiento a los eventos a través de un número de WhatsApp común. En esas noches, en escenarios pequeños donde los vocalistas arrojan sudor sobre el público, este punk de extrema derecha junta banderas mexicanas y españolas en orgullosas hermandades. Sin embargo, no es el único medio para escuchar este tipo de música en México. 

En canales de YouTube y Soundcloud y bajo los géneros RAC, skinhead u Oi!, es difícil encontrar a las bandas claramente neonazis, ya que suelen integrar listas de música de bandas punks de otras temáticas, aunque según Cruz López, no suelen tocar en los mismos lugares. 

Algunos de estos canales han subido grabaciones inéditas del concierto en Santa María la Ribera, como el de Chriss Bad Reputation (https://www.youtube.com/@theseckor/featured). Otro canal, PROTO KLAUS, pertenece a un pro fascista que se grabó a sí mismo saltando en el concierto de la banda española supremacista El Imperio Contraataca, cuando tocó en la CDMX. El usuario también promueve teorías de conspiración, como el control mental a través de antenas 5G y la vacuna contra el COVID-19. 

En este panorama pro nazi, no sorprende encontrar a una banda con un nombre tan controversial como Batallón Olimpia, en alusión al grupo paramilitar que participó en la masacre de la Plaza de las Tres Culturas. Esta agrupación ha agregado a sus carteles logos de cráneos de la división de la SS nazi, SS-Totenkopfverbände, encargada de los campos de concentración de la Alemania Nazi en la Segunda Guerra Mundial. 

En su canción “Estirpes Mexicanas”, Batallón Olimpia grita: “Quiere el judío…quiere jodernos…con su poder”. La portada de su disco, sin contemplaciones, tiene fotos de Tlatelolco durante la matanza. 

Esta banda y otras del ambiente están relacionadas con la organización “Mictlán Crew”, también representada con la calavera de la SS, pero con un sombrero mexicano. Esta página de Facebook organiza eventos para otras agrupaciones neonazis como Retrocarga y Ejecución 1980. Se puede citar en menor medida a Indecent Boi!s, presente en varios carteles. 

En un evento realizado en Naucalpan, cuya ubicación exacta solo se informó a través de inbox, se vendieron los boletos a 20 pesos. En otro evento, Mictlán Crew cobró 600 pesos por persona, en otro más, 650. En estos y otros conciertos, participaron representantes fascistas como Lalo Royal y Fire Head, agrupaciones de Monterrey. Este estado, que concentra algunos de los grupos nacionalsocialistas más activos del país, incluso tiene una librería pro fascista llamada Heidelberg. 

En páginas de Facebook afines a estos grupos, una y otra vez, aparece el nombre de Ejecución 1980, que tiene canciones antisemitas. Su logotipo es un águila real, pero acomodada de manera similar a la Reichsadler, o águila imperial, usada por el nazismo. Esta banda dio una entrevista para Neza Radio 97.3 FM (radio comunitaria) a finales de 2019. En una apretada cabina, aparecieron cuatro personas de la agrupación, solo una de ellas rapada. Armando, el vocalista de tez morena, dijo que “nuestra forma de música la utilizamos como combate hacia todo este mundo moderno, en el cual estamos viviendo”. 

Los integrantes reiteraron que no eran solo odio y que también cantaban otros temas más sentimentales. En poco menos de dos horas, hablaron de sus tiempos en CCH, los cotorreos de la primaria y la escena punk y metal, así como de su deber de volver a traer el “rock duro” a la escena musical. Al final, Armando deseó al público que la pasaran “bien con su familia”, como mensaje para fin de año, sin mencionar a los nazis, ni a Hitler, desde Ciudad Nezahualcóyotl, a 9,607 kilómetros de Berlín. 

@Ciudadelblues

Powered by Froala Editor

Telegram



Asesinan a candidato suplente de Cuautla: estaba preocupado por seguridad

Horas antes de ser asesinado, Ricardo Arizmendi Reynoso, candidato suplente a la Presidencia de Cuautla, subió un video a sus redes sociales en el que manifestaba su preocupación por la seguridad. Lucy Meza responsabiliza a Cuauhtémoc Blanco.

Hace 6 horas

Xóchitl cumplirá sueño de cerrar en Tepatepec: CNTE despeja Zócalo para Claudia

Se avecinan los cierres de las candidatas, una en su pueblo natal y otra en el Zócalo. Máynez tendrá festival de rock.

Hace 7 horas