Dólar16.67

Luces y sombras de García Harfuch, implicado por varias vías en el caso Ayotzinapa

El jefe de seguridad de la capital mexicana se halla contra la pared: informe y pruebas sobre el caso Ayotzinapa lo involucran en la construcción de la desmentida “verdad histórica”. EMEEQUIS hace una recopilación sobre su participación, la relación con Claudia Sheinbaum y una trayectoria de claroscuros.

8 / 21 / 22

EMEEQUIS.– Recientemente implicado por la Comisión para la Verdad y la Fiscalía General de la República (FGR) en la construcción de la llamada “verdad histórica” por la desaparición de los 43 estudiantes normalistas en Ayotzinapa, el papel de Omar García Harfuch, secretario de Seguridad en la Ciudad de México, queda en entredicho: mientras él niega participación durante el acontecimiento, documentos y especialistas lo vinculan directamente al caso.

Si bien en el pasado habían existido cuestionamientos y suposiciones acerca de la participación de Harfuch en la construcción de la “verdad histórica”, no fue hasta estos últimos días, tras el informe de la Comisión para la Verdad, cuando la Fiscalía de la República puso el ojo en el funcionario. 

TE RECOMENDAMOS: ¿PAN CON LO MISMO? VEN SEMEJANZAS EN “VERDADES” DE AYOTZINAPA DE MURILLO KARAM Y ENCINAS

Según el Informe de la Comisión Para la verdad y Acceso a la Justicia por el Caso Ayotzinapa, en su apartado “La ‘verdad histórica’”, se expone a García Harfuch como uno de los presuntos 18 elementos señalados por la creación del discurso que deslinda al gobierno del sexenio pasado y Ejército de su participación en el crimen contra los estudiantes normalistas.

García Harfuch también es mencionado en el Informe Encinas como parte de la confabulación de la “verdad histórica”. 

Además, Harfuch fue nombrado como uno de los 33 funcionarios que, según Bernardo Cano, exfuncionario que confesó ante la FGR para obtener criterio de oportunidad, participó en la reunión del 7 de octubre en la que se gestó la “verdad histórica”. 

 Newsletter

Mantente informado sobre lo que más te importa

Recibe las noticias más relevantes del día en tu e-mail

Al suscribirte aceptas nuestros
términos y condiciones

Derivado del informe expuesto por Alejandro Encinas el pasado jueves, el exprocurador Murillo Karam fue detenido por los delitos de desaparición forzada, y contra la administración de justicia por el caso de la desaparición y asesinato de los 43 normalistas. Además de estas acusaciones, la fiscal encargada del caso, Lidia Bustamante, presentó pruebas para imputar el delito de tortura a Murillo Karam. Entre las pruebas con las que cuenta la Fiscalía se encuentra el testimonio de Bernardo Cano, quien en aquel entonces habría participado grabando los actos de tortura que se cometieron contra los detenidos de Ayotzinapa.

Dicho personaje, Cano Muñozcano, se habría acogido a un criterio de oportunidad de parte de la Fiscalía y reveló detalles acerca del encuentro que sostuvo Murillo Karam con “altos mandos” de la Policía Federal y de la propia Fiscalía el 7 de octubre de 2014. En dicha reunión se habría discutido y planeado la llamada “verdad histórica” sobre el caso Ayotzinapa. Bernardo Cano era exsecretario particular de Tomás Zerón de Lucio, en aquel entonces comisionado de la Agencia de Investigación Criminal de la FGR y actualmente buscado por la Fiscalía por su participación en el caso.

Según lo expuesto por la fiscal de la FGR, Bernardo Cano declaró que el encuentro habría ocurrido en Iguala, Guerrero, el 7 de octubre de 2014, bajo la dirección del titular de la entonces Procuraduría General de la República (PGR), Jesús Murillo Karam, y habrían participado 33 funcionarios públicos, entre ellos: el excoordinador antisecuestro de la PGR, Gualberto Ramírez Gutiérrez; el exdirector de la Agencia de Investigación Criminal, Tomás Zerón de Lucio; el exdirector de la Policía Federal Ministerial, Carlos Gómez Arrieta; el exdelegado de la PGR en el estado de Guerrero, José Luis Martínez Pérez; y, finalmente, el exdelegado de la Policía Federal en Guerrero, y actual secretario de Seguridad Pública en la CDMX, Omar García Harfuch. 

¿DÓNDE ESTABA HARFUCH DURANTE EL CASO AYOTZINAPA?

Una de las primeras implicaciones que el actual encargado de la seguridad pública en la CDMX tuvo respecto al caso Ayotzinapa se dió en 2020, cuando según Reforma, “Juan”, un testigo colaborador, declaró en febrero de aquel año que cuando García Harfuch era Coordinador de la Policía Federal en Guerrero, recibía un soborno mensual de 200 mil dólares de parte del grupo criminal Guerreros Unidos, asociación involucrada directamente con el asesinato y desaparición de los 43 normalistas de Ayotzinapa.

Inclusive la Comisión Interamericana de Derechos Humanos en 2015 y 2016 y una corte de Arizona habían expuesto que la Policía Federal en Guerrero estaba ligada con el narcotráfico y participó activamente en la desaparición de los estudiantes.

Aunado a esto, el 24 de enero de 2021, la Fiscalía General de la República (FGR) informó sobre el auto de formal prisión contra Luis Antonio Dorantes Macías, por presunta participación en el delito de desaparición forzada agravada contra los estudiantes normalistas en Ayotzinapa. Dorantes fungía como titular de la PF de la estación de Iguala, Guerrero, la noche del crimen contra los normalistas. Luis Antonio Dorantes habría tenido conocimiento del arresto de los estudiantes, además del posible destino y paradero de las víctimas. En aquel 2014, este personaje se encontraba bajo el mando de García Harfuch y le rendía cuentas.

 En entrevista con Los Periodistas Harfuch dijo que no estuvo el día de los hechos. ¿Y el 7 de octubre?

A pesar de todo esto, Omar García Harfuch ha manifestado en diversas ocasiones, entre ellas una entrevista con Los Periodistasque durante los hechos ocurridos entre el 26 y 27 de septiembre en Iguala, Guerrero, conocido como Caso Ayotzinapa, él se encontraba en Michoacán. “Cuando suceden esos hechos (…) yo estaba en Michoacán (…) No estábamos solos (…) éramos operativos muy grandes de cientos de personas, (…) yo no estaba allá en Guerrero”, aseguró.

Diversas evidencias correspondientes a la FGR retomadas por medios de comunicación como Infobae, indican que, tal como menciona Harfuch, se encontraba en Michoacán desde el 8 de septiembre y no estuvo presente en Guerrero durante el 26 y 27 de ese mes. No obstante, la periodista Anabel Hernández, asegura que según documentos de su investigación, Harfuch se mantenía en su puesto y continuaba girando y recibiendo órdenes a la distancia mientras laboraba en Michoacán. ¿Y el 7 de octubre siguiente? Ese día sigue siendo un enigma.

Documentos pertenecientes al expediente de la periodista Anabel Hernández en los que se expone que Dorantes rendía cuentas hasta el 26 de septiembre a Harfuch. Fotos: Anabel Hernandez.

En la declaración de Omar García ante la Fiscalía General de la República por la investigación del caso, el 25 de abril de 2016, asegura que tuvo el cargo de coordinador estatal de la Policía Federal en el estado de Guerrero del 12 de febrero de 2013 al 7 de septiembre de 2014, cuando fue trasladado a Michoacán para apoyar a la División de Gerdarmería. Inclusive, en el currículum del supuesto implicado, se expone que su labor en Michoacán comenzó el 8 de septiembre. No obstante, según un documento en poder de la periodista Anabel Hernández expone que todavía el 26 de septiembre de 2014 Dorantes Macías envió un informe a su jefe de aquel momento, García Harfuch.

Aunque, sin duda alguna, la mayor implicación y evidencia que expone por completo a Harfuch es el más reciente informe de la Comisión Para la verdad y Acceso a la Justicia por el Caso Ayotzinapa. En su apartado “La ‘verdad histórica’: una acción concertada desde el aparato organizado del poder”, exponen el nombre de Omar Hamid García Harfuch como un “enlace operativo” para la creación de este falso discurso en la reunión del 7 de octubre de 2014.

GARCÍA HARFUCH: UNA CARRERA POLICIACA

Omar García Harfuch actualmente vive el punto más álgido de su carrera laboral, es el encargado de la seguridad pública en la capital mexicana y uno de los personajes predilectos de Claudia Sheinbaum, jefa de Gobierno y posible candidata presidencial para 2024 en México. Pero para llegar a este punto Harfuch tuvo un largo recorrido por las oficinas policíacas del país.

Nacido en Morelos el 25 de febrero de 1982, comenzó su carrera policial en septiembre de 2008, cuando ingresó a la Policía Federal. Ahí desempeñó  cargos como jefe de Departamento, subdirector de Área y director de Área, director general, coordinador estatal de la Policía Federal, y jefe de División de Investigación.

En esa trayectoria desempeñó una labor que, actualmente, podría meterlo en serios problemas: entre diciembre de 2012 y el 7 de septiembre de 2014, fue coordinador estatal de la Policía Federal en Guerrero, aunque reportes antes citados lo ubican con el mismo cargo cuando sucedió la masacre entre el 26 y 27 de septiembre de ese año. 

Posteriormente a este cargo, en marzo de 2015 asumió como titular de la División de Investigación de la Policía Federal. En noviembre de 2016 pasó a ser parte de la Agencia de Investigación Criminal de la antes Procuraduría General de la República (PGR), sustituyendo como titular a Tomás Zerón de Lucio.

Ya en la Ciudad de México, se desempeñó como jefe general de la Policía de Investigación y, en octubre de 2019, el Gobierno de la Ciudad de México, encabezado por Claudia Sheinbaum, confirmó a García Harfuch como titular de la Secretaría de Seguridad Ciudadana, puesto que desempeña hasta la fecha.

LA LABOR DE HARFUCH: CLAROSCUROS

En la capital mexicana, según el Índice Delictivo entre enero de 2020 y junio de 2022 que expuso la SSC hace algunas semanas, se informó que se han detenido a mil 600 personas que formaban parte de grupos delictivos, además de que se desarticuló 191 células criminales en la CDMX. Asimismo, presentó estadísticas que exponen que los delitos de alto impacto disminuyeron 52.3% y los homicidios un 56.6% en el primer semestre de 2022, respecto al mismo periodo de 2019.

Aunado a ello, Harfuch y su equipo han tenido que atender distintos atentados, el más reciente en la carretera México-Cuernavaca, ocurrida el pasado 12 de julio. En la balacera participaron miembros de la SSC y presuntos miembros de una célula del Cártel de Sinaloa, quienes privaron de la libertad a dos personas. Se detuvieron a 14 personas en Topilejo que fueron trasladados a Santa Martha Acatitla. Los aprehendidos, además de retener a dos víctimas, tenían en su posesión al menos 13 armas y drogas. 

Harfuch ha centrado los esfuerzos de la policía en desarticular al cartel Unión Tepito, al punto de que hasta el momento han detenido a 80 líderes criminales en la capital mexicana derivado de distintos operativos, aunque la organización continúa existiendo.

Pero la labor de Harfuch y su equipo ha llegado a rebasar lo ético y justo. Según reportó EMEEQUIS en marzo de 2021, las pruebas de un “duro golpe” a extorsionadores de piperos presumidas por la Secretaría de Seguridad Ciudadana de la Ciudad de México son nulas. Esto debido a que videos y documentos muestran que los detenidos eran las propias víctimas de la supuesta extorsión. Se trató de una pifia en el que gente inocente pagó por estar en el lugar y hora equivocados. Fueron liberados por falta de pruebas, pero siguen en busca de justicia. 

EN PELIGRO, UNO DE LOS FAVORITOS DE SHEINBAUM 

El 26 de junio de 2020, Omar García Harfuch sufrió un atentado en la capital mexicana, cuando una veintena de hombres armados atacó el convoy del secretario de Seguridad Ciudadana de la capital mientras circulaba por calles de la colonia Lomas de Chapultepec. Tras dicho atentado que cobró la vida de policías y una mujer civil, Sheinbaum visitó en el hospital a Harfuch y declaró que “nuestro secretario está bien y con más energía que nunca; tenemos una gran policía que hoy está encabezada por un gran líder, honesto, preparado y valiente”, afirmó. 

Cuando Claudia Sheinbaum nombró a García Harfuch como su secretario de Seguridad en octubre de 2019, fue cuestionada por la presunta participación del funcionario en el caso Ayotzinapa. Ante esto, la actual jefa de gobierno declaró que: “Podría haber salido ahí alguna nota en algún momento, pero hicimos las consultas a las distintas instancias del Gobierno Federal y a la propia Fiscalía General y no está implicado en ninguna investigación de este tipo. No lo haríamos si estuviera involucrado”, aseguró.

Tras negar su participación en el caso, Sheinbaum y Harfuch han fortalecido su relación, incluso con varios halagos de parte de la jefa de gobierno. El más reciente, el pasado 14 de julio, cuando reconoció y alabó la labor del titular de la Secretaría de Seguridad Ciudadana (SSC). La morenista declaró que Harfuch ha hecho cambios sustanciales en el organismo y que colabora continuamente en la construcción del mejor cuerpo policial en México.

“Mi mayor reconocimiento al secretario de Seguridad Ciudadana, Omar García Harfuch, que ha cambiado la mística, que ha cambiado al cuerpo de la policía. Pero además por tu valentía permanente, Omar, y por ser un ejemplo para todos los policías de la ciudad”, dijo Sheinbaum tras la exposición de resultados de la policía capitalina entre 2020 y 2022.

Pero los guiños han sido mutuos. García Harfuch se ha comprometido y ha garantizado la seguridad de su jefa de Gobierno y ha manifestado su deseo de continuar codo a codo con la posible candidata presidencial por Morena en caso de que llegue a ser presidenta. “Quiero estar con Sheinbaum en tareas de seguridad si llega a presidenta”, afirmó el todavía encargado de la seguridad pública en la capital.

Hasta la tarde de este domingo 21 de agosto, ni Claudia Sheinbuam ni García Harfuch se han manifestado al respecto de la presunta implicación del secretario de seguridad en la formación de la desmentida “verdad histórica” del caso Ayotzinapa, donde 43 estudiantes fueron desaparecidos y asesinados.

@aldo_canedov

Telegram

SOBRE EL AUTOR

Aldo Canedo



Batalla de Puebla: Sheinbaum le regresa “autoritarismo” a Xóchitl

“Si alguien ha defendido la democracia en México es nuestro movimiento”. Así lo contestó Claudia Sheinbaum en Puebla a Xóchitl Gálvez, quien en ese mismo lugar, horas antes, calificó a la candidata guinda de “peligro para la democracia”.

Hace 16 horas

Se suman a Renán Barrera 10 mil militantes del PT en Yucatán

“Más allá de partidos, es un tema de adhesiones que buscan cuidar a Yucatán”, dice Renán Barrera, al agradecer el apoyo de 10 mil militantes del PT en Kanasín. “Lo queremos para próximo gobernador”, señala el ahora expetista Orlando Casanova.

Hace 20 horas