Dólar16.76

Fugas, contaminación y sequía: pese al discurso oficial, la CDMX se queda sin agua potable

El Sistema Cutzamala, del cual proviene 27% del agua que se consume en la capital, muestra un descenso importante en su almacenamiento, mientras que las fugas generan que se pierda hasta 40% del líquido que se abastece; si bien en 2020 se recibían hasta 10 metros cúbicos por segundo de esa fuente, actualmente apenas llegan 7.9 metros cúbicos

6 / 02 / 23

EMEEQUIS.- Las consecuencias del cambio climático, la contaminación del agua y la sequía han afectado la calidad de vida de los capitalinos en los últimos años. 

En la Ciudad de México, en casas, oficinas, escuelas, se siente la reducción del servicio de agua. Apenas el 16 de marzo, el Sistema de Aguas de las Ciudad de México informó que habría alcaldías  afectadas por falta de este recurso: Venustiano Carranza, Tlalpan, Miguel Hidalgo, Magdalena Contreras, Iztapalapa, Iztacalco, Cuauhtémoc, Cuajimalpa, Coyoacán, Benito Juárez, Azcapotzalco y Álvaro Obregón.

Casi un mes después, en un documento publicado el 22 de mayo, SACMEX explicó que frente a la sequía y “debido a la creciente demanda y a la reducción de zonas de captación, hemos implementado un modelo de operación que nos permite encontrar soluciones oportunas a las necesidades del suministro de agua en la ciudad”. 

 Newsletter

Mantente informado sobre lo que más te importa

Recibe las noticias más relevantes del día en tu e-mail

Al suscribirte aceptas nuestros
términos y condiciones

En una de sus gráficas, se observa una curva descendente que muestra cómo los niveles de almacenamiento de la presas del Sistema Cutzamala se encuentran mucho más bajos con respecto al mismo periodo anterior del año pasado. Si bien el 43% del agua potable de la CDMX viene de pozos dentro de la entidad, el 27% viene de Cutzamala. Los demás se reparten entre el Lerma (16%), Chalmita (6%), Chiconautla (3%) y La Caldera (2%). 

Édgar Santiago, hidrobiólogo y ex jefe de Comunicación de SACMEX, explica en entrevista para EMEEQUIS los problemas del abasto de agua en la capital. Afirma que hay un tema importante en cuanto a fugas: “Es lo que provoca que se (pierda) el 40% del agua que se trabaja”. 

Detalla que existe un problema en el abasto general para la capital: actualmente la ciudad recibe 29.3 metros cúbicos por segundo de agua, cuando el sexenio pasado recibía 31 o 32. “Esto representa una pérdida de casi 1.2%, que es un tema muy importante”. 

Esto también contrasta con el discurso oficialista de Claudia Sheinbaum Pardo, quien antes, en repetidas ocasiones, presumió la atención a fugas de su gobierno para reducir la pérdida de agua. 

El 22 de abril de 2019, tras una reunión con SACMEX, dijo en redes sociales que: “El abasto de agua potable, la atención a las fugas, la correcta operación del drenaje y el estado del alcantarillado de la ciudad son algunos de los temas que tratamos”. 

En agosto de 2022, en entrevista con Ciro Gómez Leyva, informó que con el avance del 70% en el programa de sectorización del agua se iban a frenar las fugas. “Se llama sectorizar la red: dividir circuitos, vamos a llamarlos así, (de) la red de agua potable que permita controlar presiones y verificar dónde están las fugas”.

El 28 de marzo de 2023, durante una reunión con los 16 alcaldes de la CDMX, entre los que se encontraban algunos de sus más férreos críticos, como Lía Limón, Sandra Cuevas, Adrián Rubalcava y Santiago Taboada, se acordó que se atenderán las fugas de agua, tanto por SACMEX como por las alcaldías. 

Se puede mostrar con los propios números de la CDMX cómo el abasto de agua ha bajado durante el último sexenio. En 2018, la ciudad recibía 9 metros cúbicos de agua por segundo del Cutzamala, en noviembre, poco antes de que tomara el puesto Sheinbaum. El 27 de octubre de 2020, el gobierno capitalino informó que recibía 10.100 metros cúbicos por segundo de esa fuenteahora, según cifras del propio gobierno (publicadas hace unos días), el Cutzamala brinda 7.9 metros cúbicos de agua por segundo. Con todo y la atención a fugas y la sectorización, los niveles de agua potable siguen a la baja. 

Gráfica sobre el abasto de agua compartida este mes de mayo por el Sistema de Aguas de la CDMX.

El abasto general tampoco está en su mejor momento, pues durante el gobierno de José Ramón Amieva, la CDMX recibía 31.4 metros cúbicos por segundo de agua, frente a los 29.3 actuales. 

Édgar Santiago reafirma que la CDMX ha sido negligente con el tema del agua. Cuestiona que incluso con acciones como la sectorización, “¿de qué sirve distribuir mejor el agua?” ya que el sistema está plagado de fugas que siguen generando pérdidas que afectan a la población. 

La Presa de Villa Victoria, en imagen del 16 de mayo pasado, se encuentra a un 25.8% de su capacidad de almacenamiento, los pobladores se encuentran preocupados por el bajo nivel y las escasas lluvias. (Archivo/Cuartoscuro)

Él espera que la situación mejore con la temporada de lluvias: “Es en teoría, durante este periodo, que es cuando se aprovecha para recargarse” las presas de Villa Victoria, Valle de Bravo y El Bosque. Explica que para que la situación mejore, no solamente es necesario que llueva, sino que “llueva donde tiene que llover” para recargar las reservas de la ciudad. 

En marzo pasado la Secretaria de la Defensa Nacional y la de Agricultura realizaron un bombardeo de nubes para incentivar la lluvia. (Archivo/Cuartoscuro)

Según la CONAGUA, en la Ciudad de México y zonas aledañas, existen también acuíferos que se encuentran en sobreexplotación: el de Texcoco, el del Valle de Toluca, el de la Zona Metropolitana del Valle de México y el Chalco-Amecameca. Esta situación afecta principalmente a alcaldías que históricamente han sufrido falta de agua, como Iztapalapa, Xochimilco, Tláhuac, Milpa Alta, Iztacalco, Gustavo A. Madero, Milpa Alta y Tlalpan. 

PRESUPUESTO DE SACMEX HA IDO A LA BAJA 

En una revisión de los egresos del gobierno de la CDMX otorgados a SACMEXEMEEQUIS encontró una reducción drástica en el presupuesto (ya modificado) asignado a la dependencia. En 2018, se le dieron 13 mil 364 millones 138 mil 827.6 pesos. En 2019, aumentó a 68 mil 750 millones 786 mil 071.53 pesos. 

Sin embargo, a partir de este punto fue bajando. En 2020 se otorgaron 60 mil 112 millones 938 mil 427.28 pesos y en 2021 se destinaron 59 mil 2 millones 422 mil 780.45 pesos. Para 2022, esto se redujo todavía más, hasta llegar a 40 mil 229 millones 719 mil 55.96 pesos. 

Finalmente, para 2023, se otorgaron 13 mil 31 millones 221 mil 44 pesos (en el presupuesto aprobado y sin modificar).

LA CONTAMINACIÓN DEL AGUA, PRESENTE EN LA CDMX 

La Comisión Nacional del Agua posee un registro de la “Calidad del Agua Superficial a nivel nacional”. Ahí se enumeran algunos casos de cuerpos de agua contaminados que se encuentran en distintas partes del país, incluyendo la CDMX (con una supervisión hasta 2021). 

En una revisión realizada por EMEEQUIS, se encontró que el Emisor del Poniente (Portal de Salida), ubicado en la Miguel Hidalgo, está “fuertemente contaminado”, según la Clasificación de la calidad del agua de acuerdo con el indicador Demanda Bioquímica de Oxígeno. Este cuerpo también está “Fuertemente contaminado” en relación a la Clasificación de la calidad del agua de acuerdo con el indicador Demanda Química de Oxígeno (DQO). 

Además, el “Sistema Lacustre de Ejidos de Xochimilco y San Gregorio Atlapulco 1”, que está clasificado como cuerpo de agua de humedal, está “fuertemente contaminado”, según la Clasificación de la calidad del agua de acuerdo con el indicador Demanda Bioquímica de Oxígeno y el Clasificación de la calidad del agua de acuerdo con el indicador Demanda Química de Oxígeno. 

Asimismo, el agua del Lago de los Reyes en Tláhuac se encuentra “contaminada”, según la DQO. El Río San Buenaventura, también en Xochimilco, está contaminado según la DQO y la Clasificación de la calidad del agua de acuerdo con el indicador Sólidos Suspendidos Totales, también conocido como CALIDAD-SST. 

La calidad del agua y su suministro de la ciudad continúan sufriendo las manifestaciones hostiles del clima, las reducciones presupuestarias y la contaminación de las reservas, lo que poco a poco limita este recurso en una de las ciudades más grandes del mundo. 

@Ciudadelblues 

Powered by Froala Editor

Telegram



Manuel Buendía, 40 años de un mayo negro

Aún ahora es incierto el móvil del asesinato de Manuel Buendía, pero sabemos que el objetivo evidente consistió en silenciarlo por los diversos temas de los que escribía.

Hace 4 horas

La estafa de La Estafa: FGR y auditores negociaron sobornos para sabotear casos y encubrir a beneficiarios 

Testimonios, un audio –en exclusiva– y miles de documentos revelan las mecánicas de extorsión, encubrimientos, y tráfico de influencias que dejaron impune al principal operador de la Estafa Maestra pese al cúmulo de evidencia. Uno de los fiscales, separado por sospecha de corrupción, es ahora un director de justicia en la Segob.

Hace 4 horas