Dólar17.02

“Yo sólo quería defender mi vida de un violador”: Roxana Ruiz busca su libertad por legítima defensa

Tras un juicio que se extendió dos años, se determinó que Roxana es culpable de homicidio. La jueza Mónica Palomino resolvió que la joven hizo “uso excesivo” de la legítima defensa, por lo que fue sentenciada a seis años y dos meses de prisión. “Era mi vida o la del sujeto”, afirma en entrevista con EMEEQUIS.

5 / 17 / 23

EMEEQUIS.– Una camiseta fue el objeto con el que Roxana pudo salvar su vida. La noche del 8 de mayo de 2021 fue agredida sexualmente por Sinaí “N”, quien después intentó asesinarla. 

“Yo sólo quería defender mi vida de un violador”, afirma Roxana Ruiz en entrevista con EMEEQUIS. Entonces ella tenía 21 años y permaneció durante nueve meses detenida en el penal de Neza Bordo por privar de la vida en defensa propia a un joven de 22 años. 

“Forcejeo con él, cae al piso. Coloco la playera en su cuello, él trata de zafarse. Yo no lo quiero soltar por miedo, porque ya me había amenazado de muerte. Caemos al piso y él ya no se levanta”, es como Roxana Ruiz relata el acto de legítima defensa por el que ahora la sentenciaron por homicidio calificado. 

Tras un periodo de juicio que se extendió a dos años, el Poder Judicial del Estado de México determinó que Roxana es culpable de homicidio. La jueza Mónica Palomino resolvió que la joven hizo “uso excesivo” de la legítima defensa, por lo que fue sentenciada a seis años y dos meses de prisión. 

“No es algo que yo tuviera planeado, ni calculado. En ese momento mi vida estaba en riesgo de muerte. Era mi vida o la del sujeto, y si él hubiera quedado con vida yo no hubiera sido la única”, cuenta la joven madre que ahora se enfrenta a un juicio donde la sentencian por homicidio, apesar de que se reconoció que fue víctima de violación. “Yo no utilicé un arma. Lo único que utilicé fue una playera para defenderme”.

La jueza argumentó “uso excesivo” de la legítima defensa.

La defensa de Roxana apelará la siguiente semana la sentencia al considerarla como arbitraria y desmedida. Afirman que el Estado de México está actuando sin perspectiva de género y con violaciones al debido proceso desde el primer día en que la joven fue detenida. 

 Newsletter

Mantente informado sobre lo que más te importa

Recibe las noticias más relevantes del día en tu e-mail

Al suscribirte aceptas nuestros
términos y condiciones

“Simplemente no le creyeron, así la consignaron, la pusieron a disposición de un juez y la ingresaron al penal por un homicidio calificado, cuando realmente ella desde un principio habló de una legítima defensa”, afirma su abogado Ángel Carrera, quien refiere que desde el momento de su detención no le hicieron pruebas ginecológicas, ni peritajes para comprobar que había sido víctima de violación y defendió de la agresión. 

Palabras de Roxana Ruiz al salir de la audiencia. Video: @SuenaDignidad.

VIOLENCIA INSTITUCIONAL  

“No es justo que después de ser violada y encarcelada ahora me quieran dar seis años de prisión”, dice Roxana Ruiz, sobre la sentencia que le impone el estado es injusta, además de que pone en indefensión el futuro de su hijo de seis años. 

Además de pasar seis años en la cárcel, por el homicidio deberá pagar a la familia del occiso una multa de casi 300 mil pesos por reparación del daño y daño moral. Una cantidad que en su condición resulta incosteable. 

Al ser madre soltera, el cuidado de su hijo dependería de su madre que enfrenta problemas de salud. “Yo no podría vivir tranquila en la cárcel sabiendo que mi hijo no tendría ni para comer”, pide a las autoridades reconsiderar su caso porque marcaría un antecedente en contra de las mujeres que se defienden de agresiones físicas y sexuales. 

En un plazo de 10 días la defensa de Roxana espera que la joven sea absuelta del delito y se reconozca que actuó bajo legítima defensa, de no hacerlo llevarán el caso ante la Suprema Corte de Justicia. 

La resolución ha sido señalada por no actuar con perspectiva de género. Acorde a lo dictaminado por la juez, Roxana fue señalada bajo la idea de una “víctima ideal”, cuestionando la fuerza que ella debió usar para defenderse. “Con un golpe en la cabeza era suficiente” para dejarlo inconsciente, argumentó la juez que la sentenció. 

Este caso resulta similar al de Yakiri Rubio, ocurrido hace 10 años en la Ciudad de México. Una joven de 20 años a quien se le acusó de asesinar a uno de sus violadores, por voltear contra el sujeto el cuchillo con el que intentaron asesinarla. 

Tras un largo proceso judicial que la ponía en riesgo de pasar de 20 a 60 años en prisión, la joven fue absuelta de delito al acreditarse que actuó por legítima defensa. Esto marcó un antecedente en la manera de juzgar los casos en que las víctimas se defienden de sus agresores. 

La defensa de Roxana Ruiz afirma que la sentencia no está acreditada, además de que se demostró que la joven fue víctima de violencia sexual y que estaba en una posición de desventaja frente a su agresor. 

Sin embargo, refieren que no se cumplieron con los protocolos de actuación, ya que los pritajes para demostrar que fue víctima de violencia sexual se hicieron después de tiempo. 

“Ninguno de esos servidores públicos le realizó alguna prueba pendiente para acreditar su dicho. No le hicieron pruebas ginecológicas, proctológicas. No le creyeron”, afirma el defensor Ángel Carrera, quien refiere que por esta inacción pesa una denuncia contra los funcionarios públicos del estado de México por los delitos de violencia institucional y de género. 

La agresión sexual pudo acreditarse meses con un dictamen colegiado de la Fiscalía, además de analisis psicológicos que determinan que fue víctima de agresión sexual. 

El defensor además señala que la familia de Roxana y las colectivas feministas que la acompañan no cuentan con medidas de protección a pesar de haber sido amenazadas y agredidas por los familiares del presunto agresor. 

“El colectivo Justicia para Sinaí ha escalado la violencia en redes con violencia digital muy graves amenazando a Roxana”, por lo que han solicitado garantizar la seguridad su familia y del colectivo Nos Queremos Vivas Neza.

Comunicado ante los hechos.

FIGURA DE LEGÍTIMA DEFENSA DETENIDA EN EL SENADO 

A pesar de que no es el único caso en que una mujer ha sido juzgada por lesionar o matar a sus agresores, la figura de legítima defensa no se ha reformado para investigarse bajo estándares de perspectiva de género y pro-víctima. 

El Senado aprobó en diciembre de 2022 un dictamen para fortalecer la figura de legítima defensa en casos de violencia de género, para dar protección a mujeres, niñas y adolescentes que se defienden de violencia física, feminicida, psicológica y sexual; sin embargo esta se mantiene en la congeladora. 

En esta propuesta se determina que no deberá considerarse “exceso en la legítima defensa” cuando la agresión ocurra en circunstancias de miedo o peligro que afecten la capacidad de las víctimas para determinar el límite a su respuesta.

La Comisión para Igualdad de Género fue la encargada de aprobar este proyecto, el cual fue enviado para su análisis en la Cámara de Diputados, por el cual hasta el momento no se han tenido avances o resoluciones. 

EMEEQUIS buscó la postura de la senadora Martha Lucía Mícher, titular de la Comisión para la Igualdad de Género en el Senado sobre los avances o el estatus de esta propuesta pero hasta el cierre de este reportaje no se obtuvo respuesta. 

@GloriaPE_

Powered by Froala Editor

Telegram

SOBRE EL AUTOR

Gloria Piña

Al taller de AMLO

Por @CartonCamacho

2 / 6 / 24

La Suprema Corte le da la razón al INAI y ordena al Senado nombrar comisionados faltantes

El Senado deberá nombrar a los comisionados faltantes del INAI en este periodo de sesiones que culmina en diciembre, concluye la Suprema Corte con mayoría de 8 votos. El punto central es que, con la omisión del legislativo, se vulnera el derecho humano a la información.

10 / 2 / 23