Logo MX

Precio
dólar

Entrevistas

La culpa no es mía: documental exhibe micromachismos y violencia digital

En el marco del estreno de su serie documental “La culpa no es mía”, la periodista y documentalista Vanessa Job reflexiona sobre la lucha de las mujeres contra la violencia: “La violencia sigue, pero la forma en la que las mujeres la enfrentamos cambió”.

Por Alejandra Crail
6 mar 2021

Documental La culpa no es mía exhibe micromachismos.
"La culpa no es mía" se estrena este sábado por la noche. Imagen tomada del teaser.

EMEEQUIS.– El 8 de marzo de 2020, antes de la pandemia de Covid-19, Karla Daniela García Tello salió a las calles con un cartel que mostraba su nombre y una sentencia: “Riesgo feminicida. 5 carpetas de investigación. Impunidad total”. Llegó sola a la marcha del Centro Histórico de la Ciudad de México junto con miles de mujeres que pedían un alto a la violencia machista y feminicida, apelando a que esas carpetas de investigación se tradujeran en justicia. 

Cobijada por el morado de las jacarandas de Avenida Juárez, contó su historia: víctima de violencia psicológica, económica y física por parte de su expareja: pudo haber sido una de las más de 10 mujeres que mueren asesinadas de forma violenta en México todos los días.  

A un año de que rompió el silencio, espera que a su agresor le dicten auto de formal prisión. Mientras tanto, su historia quedó grabada en la serie documental La culpa no es mía con otra consigna: hacer conciencia de las violencias que las mujeres de este país sufren todos los días con la misión de acabar con ellas.

Daniela es una de las protagonistas de la serie documental de Copal Producciones, que se estrena este sábado 6 de marzo, dos días antes de la marcha contra la violencia de género del 8 de marzo, día en que, también, la juez que lleva su caso definirá si su agresor es vinculado a proceso. 

Esta serie, dirigida por la periodista Vanessa Job, es un proyecto financiado por Canal Catorce del Sistema Público de Radiodifusión (SPR) y creado bajo la producción de Cecilia Girón. Se creó con la finalidad de reflexionar sobre los diferentes tipos de violencia que viven las mujeres, de la propia voz de las sobrevivientes, para que otras puedan nombrar sus situaciones particulares y actuar. Al tiempo en que le ofrecen a los hombres la oportunidad de empatizar, de reflexionar sobre sus historias personales. 

En cinco capítulos, los creadores abordan el tema de micromachismos, esas violencias “pequeñitas” que pasan desapercibidas en la cotidianidad, pero que dejan huella en quienes las padecen. Aparece también la violencia en el noviazgo, para romper la idea de que sólo las parejas con años de matrimonio son susceptibles a entrar en un círculo de agresión. 

TE RECOMENDAMOS: ENTREVISTA CON OLIMPIA CORAL

Olimpia Coral narra cómo se transforma el dolor de haber vivido violencia digital en fortaleza para crear una ley que proteja a todas las mujeres en el espacio virtual. Pero, además, en esta serie recorremos el dolor de la ausencia con las voces de las mujeres que buscan a otras mujeres desaparecidas, las cuales –en suma– son violentadas por un sistema indiferente que no busca, que no indaga, que no encuentra culpables. 

 

 Araceli Orozco, madre de Lesvy Berlín, asesinada por su novio dentro de Ciudad Universitaria. Captura tomada de La culpa no es mía. 

 

Por último, nos adentran en la rabia, ese motor de lucha para Araceli Orozco, madre de Lesvy Berlín, asesinada por su novio dentro de Ciudad Universitaria. Rememorando las palabras que Irinea Buendía, madre de Mariana Lima, le dijo cuando la conoció: “Enójese, porque cuando se le acaben las lágrimas, lo único que va a quedar es la rabia. Indígnese”.

Mariana fue asesinada por su pareja y su caso concluyó en una sentencia con su nombre que obliga a investigar y juzgar con perspectiva de género todos los casos de violencia.

TE RECOMENDAMOS: FÉLIX SALGADO MACEDONIO EN ACAPULCO: LE DECÍAN ‘EL SEÑOR DE LOS TABLE DANCE’

Esta serie documental, detalla la directora, no hubiera sido la misma hace una década. En el ayer, hubiera resaltado el dolor, pero hoy, en esas imágenes que se transmitirán todos los sábados por Canal Catorce a las 20 horas a partir de este 6 de marzo, estas historias se cuentan desde la resiliencia y la sororidad. “Las mujeres no somos las mismas”, dice, “el miedo cambió de bando”. 

 


 

LA OPOSICIÓN ES EL FEMINISMO

“Las nuevas generaciones están imprimiendo nueva energía al movimiento feminista, al grado de poner agenda nacional: no hay ningún otro movimiento que haya alzado la voz, puesto un alto. Antes estábamos calladas, adoloridas, temerosas y ensimismadas. Hoy la historia es otra”, cuenta en entrevista por Zoom.

Al tiempo en que Job y su equipo alistan el lanzamiento, pese a la pandemia de Covid-19, la organización por la defensa de los derechos de las mujeres crece, tras la indignación por el respaldo gubernamental y político a Félix Salgado Macedonio como candidato de Morena a la gubernatura de Guerrero y las –hasta el momento– 31 denuncias públicas y anónimas por hostigamiento, acoso, abuso sexual y violación que han surgido contra el exfuncionario de la Secretaría de Relaciones Exteriores, Andrés Roemer.  

 

 En 2020 se asesinaron violentamente a 3 mil 752 mujeres, marcan las estadísticas. Captura tomada de La culpa no es mía. 


Estos casos se suman a las estadísticas del terror: en 2020 se asesinaron violentamente a 3 mil 752 mujeres; al corte de julio del año pasado, se tenía el registro de 18 mil mujeres desaparecidas; 6 de cada 10 mujeres han sido víctimas de violencia psicológica, emocional, física, sexual o de discriminación. Más de 9 millones de mujeres se han enfrentado a algún tipo de violencia digital. 

La pandemia coadyuvó a un incremento en las cifras de violencia de género, al menos 260 mil mujeres pidieron apoyo en el 911 por violencia intrafamiliar, entre otros delitos cometidos en su contra. 

TE RECOMENDAMOS: EL EQUIPO DE MARCELO EBRARD SE CIMBRA CON ACUSACIONES DE “CORRUPCIÓN DE VACUNAS”

Su serie cobra relevancia porque, desde su perspectiva, en un contexto en el que estos casos abonan a la indignación, su trabajo no dejará desesperanza, al contrario, incitará a la lucha, a despertar y alzar la voz. 

–¿Qué ha cambiado en una década? –se le pregunta.

–La violencia sigue, pero las formas en la que las mujeres nos plantamos ante ella han ido cambiando.

Amante del simbolismo que impregnan las jacarandas del Centro Histórico a la lucha de las mujeres, Job dice que, así como ellas, las mujeres estamos floreciendo en la defensa de nuestros derechos. Su trabajo explora, precisamente, que, aunque la violencia no discrimina y atraviesa a las mujeres de todas las edades, con o sin dinero, sin importar la geografía, después del dolor, viene el florecimiento.

 

"La violencia sigue, pero las formas en la que las mujeres nos plantamos ante ella han ido cambiando", dice Vanessa Job. Foto de la entrevista por Zoom.

 

De la mano de Alejandra del Castillo, quien se ha especializado en violencia de género; Rita Campo y su expertise en el acompañamiento de víctimas; así como la perspectiva masculina de Christian Palma, fotógrafo y codirector de la serie y otros miembros del staff, cuenta que lograron un equilibrio entre la denuncia, la concientización y la identificación. 

“Tras compartir experiencias personales durante la planeación, definimos que teníamos que dejar claro que no se pueden repetir estos esquemas ni desde lo más mínimo ni lo máximo, que es el feminicidio, porque repercuten en la vida de mujeres, pero también en la de los hombres”. 

 

 Se estrena este sábado por la noche. 


Los relatos íntimos, que serán transmitidos por televisión pública, así como por el canal de YouTube y el Facebook de Copal Producciones, son una aportación desde el periodismo y el trabajo documental al movimiento feminista, un recordatorio de que un monumento se lava, pero los cuerpos de las mujeres sin vida, no resucitan al otro día. 

“Esta serie es un llamado a poner la mirada en la violencia contra las mujeres, en todas sus aristas, incluyendo las más minúsculas, y así evitar criticar las expresiones que las mujeres tienen para llamar la atención en la violencia que nos está matando todos los días”, dice la autora.

 

@AleCrail

 

 


logo mx
Más contenido
Alcalde de Huixquilucan pierde batalla legal contra un preso político

Alcalde de Huixquilucan pierde batalla legal contra un preso político

Un representante de las comunidades otomíes pasó 22 días en prisión acusado de una extorsión que no cometió. Su verdadero delito fue enfrentarse con el panista Enrique Vargas, quien borró a los indígenas de su municipio para dar luz a una megaobra.

12 / 04 / 2021

“Cabeza de Vaca me abandonó frente al crimen organizado; destruyó mi vida”

“Cabeza de Vaca me abandonó frente al crimen organizado; destruyó mi vida”

Un empresario casinero que fue despojado de su negocio por el Cártel del Golfo narra a EMEEQUIS la presunta protección que le brindó el gobernador de Tamaulipas a criminales. “Es un cleptómano puro, un delincuente natural”, asegura Dionicio Poli, hoy refugiado en el extranjero.

30 / 03 / 2021