Dólar16.97

Segunda Guerra Mundial: México presumía neutralidad… hasta que le hundieron dos buques

El 9 de agosto de 1945 iniciaba el fin de la Segunda Guerra Mundial con la explosión atómica sobre Nagasaki. ¿Cuál fue la participación de México? Trató de mantenerse al margen… hasta que los alemanes le hundieron dos buques: Potrero del Llano y Faja de Oro. El general Lázaro Cárdenas tuvo participación relevante.

8 / 09 / 22

EMEEQUIS.– El 9 de agosto de 1945, hace 77 años, el bombardero B-29 “Bockscar”, de la aviación estadounidense, soltó sobre la ciudad japonesa de Nagasaki la segunda bomba nuclear, que a diferencia de la que se lanzó sobre Hiroshima tres días antes, fue de uranio y un poder de 16 kilotones.

“Fat Boy” como se le denominó a la segunda, fue manufacturada con plutonio y su poder fue de 25 kilotones. Esta segunda detonación sobre la población civil japonesa fue lo que obligó al emperador nipón Hirohito a rendirse incondicionalmente ante los aliados.

 La explosión de Nagasaki dio fin a la guerra. Foto: Especial.

¿Cuál fue la participación de México en este conflicto?

Nuestro país había manifestado en múltiples ocasiones su postura neutral al inicio de la guerra en Europa, por lo que, en apego al derecho internacional, el 8 de abril de 1941, el presidente Manuel Avila Camacho (1 de diciembre de 1940-30 de noviembre de 1946) incautó los barcos pertenecientes a las naciones beligerantes que se encontraban en aguas nacionales. 

El 19 de abril, el contraalmirante Luis Hurtado de Mendoza, apoyado con fuerzas del 31º. Batallón de Infantería, se apoderó de nueve buques tanques italianos y tres alemanes que se encontraban detenidos en los puertos mexicanos. Estas naves se renombraron con matrícula y bandera mexicana y pasaron a formar parte de la flota de Petróleos Mexicanos. 

Los barcos italianos incautados fueron:  el Tuscania, de 6 mil 900 toneladas, renombrado Minatitlán; el Vigor, de 6 mil 500 toneladas, llamado Amatlán; el Genoano, de 6 mil 060 toneladas, que con bandera mexicana pasó a ser el Faja de Oro; el Americano de 7 mil toneladas y renombrado Tuxpan; Lucifero, Potrero del Llano para México, de 4 mil toneladas; Las Choapas, que originalmente bajo bandera italiana se llamó Atlas, con 2 mil toneladas; el Stelvino, llamado Ébano por México, con 6 mil 960 toneladas; el Fede, denominado Poza Rica, con 7 mil 880 toneladas y el Giorgio Fazzio, de 6 mil 730 toneladas, llamado Pánuco bajo la bandera del águila y la serpiente. 

 Newsletter

Mantente informado sobre lo que más te importa

Recibe las noticias más relevantes del día en tu e-mail

Al suscribirte aceptas nuestros
términos y condiciones

Los tres buques alemanes confiscados y renombrados fueron: Orinoco (Puebla), de 9 mil toneladas; Hamelin (Oaxaca) de 4 mil  200 toneladas y Marina O (Tabasco), de 5 mil 500 toneladas.

Después del ataque japonés a Pearl Harbor ocurrido el 7 de diciembre de 1941, México rompió sus relaciones con las potencias del eje y comenzó a prepararse para una acción armada en la que eventualmente tuvieron participación las fuerzas mexicanas.

El Potrero del Llano al ser derribado. Foto: Especial

ADIÓS POTRERO DEL LLANO

Una vez rotas las relaciones con Alemania, Italia y Japón, el 13 de mayo de 1942, a las 11:45 de la noche, fue hundido el Potrero del Llano, por el submarino Alemán U-564, cerca de Miami: 15 de los 35 tripulantes murieron.

México exigió que se aclarase la agresión o de lo contrario tomaría las medidas necesarias para salvaguardar el honor nacional. Como respuesta al ultimátum mexicano, las potencias del eje hundieron el Faja de Oro al siguiente día, en el que murieron ocho de los 36 tripulantes.

De acuerdo con el archivo del Instituto Nacional de Estudios Históricos de las Revoluciones de México (INEHRM), el 21 de mayo de 1942, el general Lázaro Cárdenas (entonces secretario de la Defensa, tras ser presidente del 34-40) se reunió en Los Pinos con el presidente Manuel Ávila Camacho, tras el hundimiento de estos dos barcos mexicanos. “El ataque de los submarinos nazis en aguas Golfo de México hizo prácticamente inevitable la entrada del país a la guerra”, señala el resumen.  

SE DECLARA LA GUERRA

El gobierno mexicano declaró que, a partir del 22 de mayo de 1942, existiría un estado de guerra. 

El 26 de junio a las 11:15 de la noche fue hundido el Tuxpan, con cuatro víctimas, por los torpedos del submarino alemán U-129; al día siguiente, a las 7:22 de la mañana, corrió igual suerte Las Choapas, muriendo tres hombres y una mujer que viajaba como polizona. Después de hundido el buque, sus sobrevivientes fueron asediados por el submarino alemán. 

El 27 de junio a las 4:28 fue hundido el Oaxaca, ocasionando la muerte de seis marinos. El 4 de septiembre a las 9:00 de la noche fue atacado el Amatlán, con el fallecimiento de cinco de sus tripulantes. 

Finalmente, el 19 de octubre de 1944 fue hundido el Juan Casiano, de 7 064 toneladas, con la pérdida de 21 marinos mexicanos. Este buque antes navegó con bandera alemana bajo el nombre de “Tina Asmussen” y a diferencia de las otras naves que fueron incautadas, esta fue adquirida legalmente al gobierno alemán. 

La historia naval no aclara si éste último buque fue hundido como los otros seis barcos mexicanos, bajo el fuego de torpedos de los submarinos alemanes, o fue un accidente al colisionar con otra nave mercante. 

En total, México perdió 63 hombres y siete embarcaciones. 

MEXICANO CONTRA NAZIS

Ya que se estaba en un estado de guerra, se tomaron las medidas correspondientes para preparar a la nación para el ingreso a la lucha armada, creándose la Ley del Servicio Militar Nacional el 31 de agosto de 1944, en la que se obligaba a todos los jóvenes mexicanos de 18 años de edad a servir durante un año en filas y después pasar a la reserva, vigente hasta el día de hoy.

El sargento José Mendoza López (1910-2005) recibió la medalla de honor del Congreso Norteamericano y la condecoración al Mérito Militar en México. Foto: Especial.

México armó todos sus puertos importantes y envió en total 14 mil 849 soldados que lucharon bajo la bandera estadounidense. Entre los soldados mexicanos que estuvieron en el frente destacaron algunos como el sargento José Mendoza López (1910-2005), quien dio muerte a más de 100 nazis durante el desembarco aliado en Normandía y recibió la medalla de honor del Congreso Norteamericano y la condecoración al Mérito Militar en México.

Otro de los mexicanos destacados fue Guy Gabaldón, quien hizo prisioneros a 2 mil japoneses en el Pacífico y se le otorgó la Cruz Naval, la Estrella de Plata y el Corazón Púrpura de la milicia norteamericana.

Es importante señalar la participación del Escuadrón 201 de la Fuerza Aérea Mexicana, ya que durante la campaña en el Pacifico apoyaron a la aviación norteamericana de manera por demás efectiva.

Del Escuadrón 201 murieron en combate los subtenientes Fausto Vega Santander y Mario López Portillo; tenientes José Espinosa Fuentes y Héctor Espinosa Galván, y el capitán segundo Pedro Rivas Martínez.

@salamillab

Telegram

SOBRE EL AUTOR

Santiago Alamilla



Medios del mundo resaltan asesinato de Alfredo Cabrera en Coyuca 

Medios de la India, Estados Unidos, Gran Bretaña, así como de América Latina, dan amplia cobertura al asesinato de Alfredo Cabrera y describen el momento de su ejecución. Varios retoman la cifra de candidatos asesinados que dio el gobierno (ahora 24) cuando en realidad van más de 30.

Hace 2 horas

Contrariar la ley, hasta en las vísperas 

A pesar de 50 medidas cautelares contra el presidente advirtiendo que se está violando la legalidad, estas advertencias son como llamados a misa y no le quitan el sueño a nadie en Palacio Nacional.

Hace 7 horas