Logo MX

Precio
dólar

Al día

Ladrillazo a la construcción. Empleo cae al menor nivel desde 2006

Los obreros son los principales afectados por la falta de construcciones. El COVID-19 y la Emergencia Sanitaria golpean a una industria que ya estaba en la lona, según el análisis de datos del INEGI.

Por Patricia Tapia
12 abr 2020

obreros
Trabajadores de la construcción toman un descanso sobre Avenida Insurgentes en la Ciudad de México. Foto: Isaac Esquivel / Cuartoscuro.com

EMEEQUIS.– Desde hace un par de años, la iniciativa privada del sector de la construcción alertaba sobre la poca actividad de obra pública y el subejercicio en el presupuesto por parte de los gobiernos. Sin embargo, desde el año pasado, la situación se ha recrudecido, lo que tiene en jaque a miles de empresas, afectando principalmente a obreros.

A inicio del 2020, el personal ocupado en construcción tocó el nivel más bajo desde 2006, año en que el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI) tiene el registro de estas cifras. De acuerdo con su Encuesta Nacional de Empresas Constructoras (ENEC), en el primer mes del año se ocuparon a 479 mil 599 personas, una caída de 10% respecto al de enero de 2019 (533 mil 377).

TE RECOMENDAMOS: HOTELEROS LIDERAN DESPIDOS MASIVOS

Se observa que, desde 2006, en ningún mes de cada año las personas ocupadas habían bajado de las 500 mil.

Los datos muestran que los trabajadores dependientes de la razón social, es decir, que están contratados directamente con la empresa, suman 404 mil 405, de estos, 76% son obreros y el resto se divide entre empleados, propietarios, familiares y otros trabajadores no remunerados.

En enero de este año se registraron 304 mil 617 obreros ocupados, 9.5% menor a la cifra de igual mes del 2019, siendo el sector más impactado, pues el de empleados cayó 3.9% y el de propietarios, familiares y no remunerados creció ligeramente, en 0.54%.

En 2019 el dirigente de la Unión de Obreros y Trabajadores de la rama de la construcción en Tamaulipas, que pertenecen a la CROC, Lorenzo Balderas, alertaba de esta situación para este rubro, el bajo gasto público tenía sin empleo a más de 2 mil obreros, esto tan sólo en Ciudad Victoria.

“Ha estado bajando la obra, no hay mucha obra por parte de gobierno, y del municipio ni se diga, no existe desde octubre del año pasado a la fecha, ya llevamos un año totalmente estancados”, declaró a medios.

Esta tendencia se ha mantenido, pues de igual manera enero de este año, ahora sería el secretario general del Sindicato de Albañiles de la CTM en Veracruz, Martín Castillo, quien señalara que, de las 12 mil personas de todos los sindicatos de la entidad, 60% de la mano de obra se encontraba desempleada.

“Iniciamos este año con poco empleo… estamos iniciado con algunas compañías obras en calles, construcción de obra civil con los municipales, más que nada eso, no hay trabajo en una obra grande”, detalló.

TE RECOMENDAMOS: PADRINO DE DURAZO CONSIGUE CONTRATOS EN LA 4T

De acuerdo con el INEGI, el universo que mide para encuesta incluye a todos aquellos que tienen como actividades principales: la construcción de edificios, obras de ingeniería civil y trabajos especializados para la construcción y que por su magnitud e importancia están registrados en los directorios de la Cámara Mexicana de la Industria de la Construcción (CMIC), Censos Económicos y la Cámara Nacional de Vivienda.

EL OUTSOURCING

La otra parte de los trabajadores que son suministrados por otra razón social, o bien conocido como subcontratación u outsourcing, también fue poco demandada por las empresas constructoras, ya que el personal ocupado en enero del 2020 se situó en los 76 mil 678, 17.6% menos que en el mismo mes de 2019.

Este dato resalta, pues el sector de la construcción es uno de los que más echa mano de este mecanismo, puesto que varios proyectos son temporales.

Este es un tema que se puso sobre la mesa y que sigue en el tintero, la reforma a la Ley del Trabajo para regular esta práctica. El presidente de la Comisión de Trabajo y Previsión Social del Senado, Napoleón Gómez Urrutia, lo puso bajo la lupa, por considerar que se violan los derechos de los empleados y hay una gran evasión de impuestos.

MÁS DE LA MITAD AFECTADO

Son 22 entidades federativas las que se encuentran por encima de la caída de 10% nacional en su comparativo anual. En primer lugar está Nayarit que pasó de 4 mil 644 trabajadores en enero de 2019 a 2 mil 568 en el mismo mes de 2020, un desplome de 45%.

La queja en esta entidad no es diferente, el año pasado Juan Topete, presidente del Consejo Empresarial de Nayarit, indicó que no se ha tenido la suficiente obra pública, lo que ha ocasionado una complicada situación para los constructores.

Por otra parte, en este estado, empresas contratistas también han perdido por el retraso en sus trabajos. Por ejemplo, en el caso del Canal Centenario, una obra de la Comisión Nacional del Agua (Conagua) para los productores del campo de varios municipios, esta se comenzó en la administración pasada y se estimaba sería concluida en 2017.

Es por esto que, en 2019, se planteó que fuera la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) la encargada de culminar el canal, que es considerada la gran obra del siglo de la entidad.

Otras entidades que se ha visto altamente afectadas con menos personas empleadas son: Baja California Sur, en donde ha caído en 30%, en Zacatecas 29%, en Sonora y Michoacán 25%, respectivamente, y Chiapas en 24%.

EL REPROCHE

En enero pasado, el presidente de la Cámara Mexicana de la Industria de la Construcción (CMIC), Eduardo Ramírez Leal, comentó en una conferencia de prensa acerca del protagonismo que le ha dado AMLO a la Sedena para la construcción de obras. 

Sin poner en tela de juicio la labor de los militares, indicó que estos no deberían distraerse de lo principal, que es la protección de los mexicanos.

Cabe destacar que uno de los proyectos estrella de esta administración, el Aeropuerto de Santa Lucía, está a cargo de la dependencia que encabeza el general Luis Cresencio Sandoval.

También Ramírez Leal apuntó que el subejercicio de 65% en 2019, por parte del gobierno federal, puso en una situación crítica a la construcción, pues el Producto Interno Bruto (PIB) del sector cayó en 6.9% y se perdieron cerca de 150 mil empleos.

ESTO SE PONE PEOR…

Con el paro de actividades por Emergencia Sanitaria a causa del COVID-19, se está profundizando la crisis en el sector de la construcción, pues se le ha considerado como una actividad no esencial.

La CMIC ha destacado que, al dejar sin operación un mes a las micro, pequeñas y medianas empresas (MiPyMe), 30% de estas se encuentran en riesgo de desaparecer y si esto se llegara extender a dos meses podría ser 50%.

De las 12 mil empresas que agremia la Cámara, 96% entran en esta categoría, por lo que, en días recientes, Ramírez Leal también ha hecho un llamado al gobierno para que se les apoye ante la pandemia, para conservar los empleos directos en indirectos del sector.

TE RECOMENDAMOS: EMPRESARIO LIGADO A GRANIER OBTIENE CONTRATO

Esto ha generado polémica, pues no aplica en general, ya que obras del gobierno, como la Refinería de Dos Bocas, el Tren Maya, el Aeropuerto de Santa Lucía, el Corredor Transísmico, así como las relacionadas con la Comisión Federal de Electricidad y Petróleos Mexicanos se seguirán construyendo. 

De hecho el lunes de la semana pasada la Secretaría de Salud emitió un decreto para que acereras, cementeras y productoras de vidrios puedan operar a una mínima capacidad y surtan a lo necesario a estos proyectos.

 

@ptcervantes

logo mx
Más contenido
Gritos, grititos y gritones. ¿Y ahora qué cortina de humo rifarán?

Gritos, grititos y gritones. ¿Y ahora qué cortina de humo rifarán?

EL HUMOR DE LA SEMANA. El discreto encanto de las adjudicaciones, la lucha por (el dinero de) Morena y el extraño silencio de Lozoya. La fábrica de memes no descansa en puente.

20 / 09 / 2020

La FGR de Gertz va con todo contra la tortura: 25 veces más presupuesto

La FGR de Gertz va con todo contra la tortura: 25 veces más presupuesto

De acuerdo con el Presupuesto 2021, la Fiscalía Especial contra la tortura tendrá 19 millones de pesos, un incremento importante, pues en 2020 apenas recibió 750 mil pesos para investigar un delito que AMLO dice que ya no existe.

21 / 09 / 2020